SALIDA DE BOMBEROS

 

Otro gravísimo accidente se produjo en la madrugada de este domingo- aproximadamente a la 1:30-, en la esquina de Vieytes y Moreno.

En esa oportunidad un automóvil Ford Focus que circulaba por Moreno, al intentar cruzar Vieytes fue violentamente embestido del lado del acompañante por dos motos de 100 o más centímetros cúbicos de cilindrada siendo despedidos ambos tripulantes que quedaron tendidos en la calzada en sendos charcos de sangre.
Uno de los biciclos era conducido por una mujer- supuestamente embarazada y de apellido Cufré-, y la otra por un masculino apellidado Schmidhalter, que sufrieron heridas de consideración según opinión de personal interviniente; este último una fractura expuesta en rodilla y la mujer con traumatismos varios.
Ambas motos se incendiaron inmediatamente  después del choque siendo sofocado el fuego por una dotación del Cuerpo de Bomberos Voluntarios
La ambulancia del Hospital Zerboni, que fue la primera en arribar al lugar del siniestro, trasladó a la mujer mientras que el hombre accidentado fue llevado por ambulancia de Bomberos Voluntarios.
El automóvil tiene rastros de la violencia del impacto y su conductor sufrió una crisis de nervios siendo asistido también por profesionales de la salud.

El hecho no es más que otro entre tantos que se producen cotidianamente y especialmente durante las madrugadas con concentración, carreras y “exhibiciones” alrededor y en el interior de la Plaza Gómez- seguramente en otros espacios públicos también-, cuando se trata de vehículos de baja cilindrada mientras que las de mayor potencia suelen correr “picadas” entre la Caminera vieja de la Ruta 8 y el Puente sobre el Río Areco.

Cualquiera de estas actividades tan peligrosas  evidentemente no son controladas con efectividad a la luz de que se repiten y ponen en peligro la vida de los actores y de los transeúntes y vecinos que se ven amenazados por este tipo de inconscientes quizás- en mucho de los casos- , afectados por el alcohol o las drogas que cada vez parecen invadir más a San Antonio de Areco.
Evidentemente se impone la aplicación de un plan de control efectivo y profesional para evitar males mayores; no es desatinado opinar que pronto puede haber algún hecho de peores consecuencias o fatales que seguramente cinmoverá a todos, pero será tarde.
No sirve correr tras las desgracias…lo correcto y funcional es tratar de evitarlas y esto últimamente no se ve.

No hay comentarios: